Nuevas exigencias para trasladar plantas

0

En 60 días entrará en vigencia una nueva disposición del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) que establece la obligatoriedad del uso del Documento de Tránsito Sanitario Vegetal (DTV) para el tránsito o movimiento de material de propagación de las plantas de vid, olivo, kiwi y frutales de carozo en nuestro país.

La normativa considera a estos materiales como especies de riesgo fitosanitario, debido a su susceptibilidad a organismos perjudiciales, que pueden poner en peligro la rentabilidad de la actividad. Por ese motivo, es clave asegurar la sanidad desde el vivero y a lo largo de toda la cadena productiva.

Según explicó Martín García Ghezzi, responsable del área vegetal del Senasa, “es un documento que se empezó a aplicar en 2015 y que hasta ahora alcanzaba a las plantas de cítricos en el NEA y también de algodón.

En los próximos dos meses también se exigirá a los viveros que trasladen plantas de olivo, vid o frutales de carozo”.

Y agregó: “El objetivo es seguir la trazabilidad de las plantas desde su origen y así poder mitigar la dispersión de plagas”. Explicó que “los viveros ya estaban inscriptos y ahora tendrán que hacer este documento, que se puede gestionar a través de la página web del Senasa”.

EXCEPCIONES
La disposición exceptúa de la obligatoriedad del DTV la venta con destino consumidor final en tanto la carga sea igual o menor a cinco unidades de cada género, y que éstas no salgan del ámbito provincial o no existan otras restricciones cuarentenarias que limiten zonas reguladas.
En reemplazo del DTV, la mercadería deberá ser amparada por un remito o factura en donde constarán el origen (Renfo) y el destino geográfico de las plantas.

 

Fuente Diario San Rafael

Dejar respuesta